Cáritas Diocesana promueve diversos programas y proyectos de acción social que abarcan ámbitos muy diferentes como la acogida y el acompañamiento, las personas mayores, la familia y la infancia, la inserción laboral o bien la formación de adultos, entre otros. En este último programa encontramos el proyecto Arrela’t que promueve cursos de formación en competencias lingüísticas básicas en catalán, conocimientos laborales y de extranjería y conocimientos del entorno a personas migradas en situación irregular.

Goretti Cebrián es la coordinadora de Acción social de Cáritas Diocesana.

—¿Cuántos cursos se han realizado a lo largo de este curso y con qué recursos se cuenta?

Entre los meses de enero a julio se han hecho 8 cursos de 120 horas cada uno en El Vendrell, Tarragona, Salou, Cambrils y Torredembarra. Esta formación cuenta con el apoyo del Departament de Treball, Afers Socials i Famílies a través del Fondo Social Europeo, y con la coordinación de los respectivos servicios municipales de Primera Acogida de las poblaciones donde se realizan los cursos.

Este proyecto contribuye a que las personas migradas se formen favoreciendo su integración en la sociedad de acogida, ya que el conocimiento de la lengua es uno de los elementos clave para la inclusión social y laboral de las personas. Todos los cursos se hacen en horario de mañana y son presenciales, para facilitar que, además de aprender, las personas participantes establezcan vínculos y redes de apoyo entre ellas.

Esta serie de formaciones forma parte de un itinerario de acompañamiento a las personas que atendemos en Cáritas, que va desde la cobertura de sus necesidades más básicas hasta la inserción laboral, para que tengan las oportunidades necesarias para una vida con todos los derechos.

En cada curso contamos con una formadora contratada —en total han sido 4 profesoras— y en cada población contamos con un mínimo de una persona voluntaria que da apoyo en el aula (han sido seis en total).

—¿Cuántas personas han podido formarse?

En los cursos que se han realizado hasta ahora han participado unas 85 personas. Las medidas la Covid-19 han hecho disminuir la capacidad de los cursos, aunque hemos detectado un aumento de la demanda de estas formaciones y tenemos la previsión de formar 110 personas a lo largo del año 2021.

—¿Qué valoración hacen los participantes?

Una gran mayoría de los usuarios empiezan los cursos motivados por la necesidad de enraizarse y de hacer esta formación que les sirve para conseguir el certificado de primera acogida. Además de aprender catalán y conocerse también se llevan el buen ambiente, la conexión con los compañeros y compañeras que tienen situaciones y vivencias muy similares con las que pueden conectar. Valoran mucho la proximidad de las personas que los acogen y que los forman y el apoyo que reciben desde el resto de proyectos que conforman Cáritas.

En un 10% de los casos cuando terminan estos cursos se siguen formando en lengua catalana para tener un nivel superior. También valoran que el hecho de tener un certificado que te acredita dando más competencias a la hora de insertarse a nivel laboral. Por otra parte, también mejoran las relaciones con los entornos como pueden ser la escuela, el trabajo, etc., ya que la comunicación es muy importante para socializarse y crear vínculos.

Entrevista publicada en el Full Dominical del 11 de julio de 2021 (n. 3722)

Ús de galetes

Aquest lloc web utilitza galetes perquè tingueu la millor experiència d'usuari. Si continua navegant està donant el seu consentiment per a l'acceptació de les esmentades cookies i l'acceptació de la nostra política de cookies . ACEPTAR

Aviso de cookies