El día 28 del mes de Abril se celebró el día internacional de la Seguridad y la Salud en el Trabajo promovido por la Organización Internacional del Trabajo. Cuando se promueve un día internacional es normalmente porque se detecta un vacío en la dinámica política y social de un determinado espacio. La seguridad en el trabajo está unida sin duda a las características del mundo laboral. Un trabajo inseguro, mal retribuido, y exigente fácilmente puede acusar deficiencias en su funcionamiento interno. Sin una organización sindical bien estructurada y un mínimo respeto por las decisiones legales es muy difícil que progrese la estabilidad laboral. Según el ministerio del trabajo el año pasado 2016, se contabilizaron 607 muertes por accidente laboral en España. Hay quien se manifiesta optimista porque hubieron 22 menos que el año anterior. Ciertamente debemos alegrarnos que disminuya la accidentalidad, pero para las 607 familias que perdieron un miembro no puede servir paso de consuelo.

Hay que constatar que los otros indicadores sociales desgraciadamente han subido. Según la misma estadística se han constatado 1.300 accidentes laborales por término medio por día, por suerte sin consecuencias graves. Diariamente 62 personas aproximadamente han contraído una enfermedad profesional. .Las circunstancias actuales no son propicias, a un ambiente estable y sereno. Cuando no se trabaja a gusto los accidentes son más probables. Contratos temporales, inestables, siempre con la amenaza del paro. Precariedad de todo tipo, incluso en los sueldos que no satisfacen las necesidades básicas de las familias

Hay que hacer constar aunque hablamos de trabajo legal. Los accidentes de la economía sumergida no cuentan porque no figuran en ninguna parte. Y es donde más fácilmente se pueden dar estos accidentes por las deficiencias congénitas A accidentes laborales españoles habría que sumar los de las empresas deslocalizadas, desviadas al Tercer mundo, carentes muchas veces de todo tipo de exigencias sociales, con sueldos de miseria, y con jornadas extenuantes. Hay que añadir también la ausencia de sindicatos. Y no solo la ausencia sino incluso en determinados países la persecución de los sindicalistas, y las mínimas exigencias por parte del Estado que lo único que quiere es que se implanten empresas en su territorio, sin preocuparse demasiado de una normativa legal en las circunstancias actuales en las que priva el miedo de quedarse sin trabajo, se acepta cualquier condición con el fin de poder llevar un sueldo a casaTambé puede fallar a veces por parte de los trabajadores que hacen caso omiso de determinadas precauciones legales, obligatorias, e incluso falta de solidaridad a la hora de apoyar reivindicaciones que puedan venir de parte de cualquier proletario más osado

El informe de la Comisión Europea sobre la política social practicada en España en 2017 muestra que esta está fracasando. Todos los indicadores sociales han empeorado desde 2010 hasta hoy por una desigualdad cada vez mayor. Los trabajadores ocupados con riesgo de pobreza han pasado del 10’9 al 13’1%. La tasa de temporalidad en el mercado de trabajo es una de las más altas de Europa. Cuando las condiciones en que se trabaja no son justas ni compensatorias no se trabaja a gusto y con más facilidad se pueden producir accidentes laborales. Lo importante para los gobiernos es que la economía mejore, aunque sea a costa de un nuevo recorte de beneficios sociales

Hay que tener en cuenta, por otra parte que hablamos de España donde disfrutamos de una legislación laboral estructurada. Preguntémonos qué puede pasar en las maquilas latinoamericanas, a las minas africanas y en las fábricas asiáticas en las que muchas veces la legislación social brilla por su ausencia.

Hay que reconocer, demás, como indica el mismo fiscal General de siniestralidad laboral, que los juicios se alargan indefinidamente, a veces dos a tres años y las indemnizaciones a las familias no se hacen efectivas hasta que no ha concluido el juicio. Lo que añade una nueva dosis de sufrimiento familiar

Ús de galetes

Aquest lloc web utilitza galetes perquè tingueu la millor experiència d'usuari. Si continua navegant està donant el seu consentiment per a l'acceptació de les esmentades cookies i l'acceptació de la nostra política de cookies . ACEPTAR

Aviso de cookies